Fotografiando viajes

test

Visita a las ruinas de la ciudad omeya de Medina Azahara, Córdoba

Medina Azahara o Medinat Al-Zahara

Córdoba es una de las ciudades del mundo con más lugares reconocidos como Patrimonio mundial por la Unesco. Muy cerca de Córdoba, a 8 kilómetros del centro, se encuentra la ciudad califal de Medina Azahara, que ha pasado a formar parte del patrimonio mundial en 2018. Una noticia magnífica para estas ruinas que han estado enterradas durante muchos años y que han sido saqueadas y destrozadas sin control.

Por fin, después de décadas de abandono se ha hecho un proyecto de recuperación y estudio arqueológico de la gran ciudad califal que ha sido reconocido y premiado por la Unesco. La mezquita, el casco histórico, la fiesta de los patios de Córdoba y ahora la ciudad de Medina Azahara hacen que la ciudad andaluza sea única en el mundo al contar con 4 enclaves en el listado de patrimonio mundial.

El recorrido por estas ruinas arqueológicas, que se cuentan entre las más grandes de España, completan una visita a la impresionante ciudad de Córdoba.

Medina Azahara o Medinat Al-Zahara

Medina Azahara, un poco de historia


La ciudad de Medinat Al-Zahara o Medina Azahara fue construida por orden de Abderramán III, el primer califa omeya de Córdoba. El califato de Córdoba fue proclamado por Abderramán III en el año 929 d.C y pocos años después se buscó un emplazamiento para la que sería la gran ciudad que concentraría todo el poder político del califato.

El lugar elegido para la construcción de esta gran ciudad fueron las afueras de Córdoba, en las laderas de Sierra Morena. Las obras comenzaron en el año 936 y el proyecto se adaptó a la topografía del terreno, en pendiente. Se construyeron todos los edificios en 3 terrazas, la superior albergaba la residencia del califa, la intermedia estaba destinada a la administración y la inferior daba cabida a las gentes del pueblo y los soldados. En esta zona se encontraban tambien la mezquita, los baños y los jardines.

Por desgracia, la historia de la ciudad fue muy corta, su esplendor solo duró 70 años. Fue saqueada y abandonada durante siglos hasta que a principios del siglo XX comenzaron algunos trabajos de investigación y restauración. La magnitud del yacimiento arqueológico era tal que desbordó la capacidad de almacenar y exponer al público todo lo que se iba encontrando. En las últimas décadas se ha hecho un gran esfuerzo para recuperar la belleza de la fastuosa ciudad de Medina Azahara. Este arduo trabajo arqueológico se ha visto recompensado con la declaración por parte de la Unesco de la antigua ciudad omeya como parte del listado del Patrimonio mundial en 2018.

Medina Azahara o Medinat Al-Zahara
Vista de las ruinas

Visita a la zona arqueológica de Medina Azahara


Para poder entrar en la ciudad califal, hay que dejar el coche en el centro de visitantes que alberga en su interior el museo Medina Azahara. Este complejo arquitectónico fue Inaugurado en el año 2009 y ha recibido varios premios por su diseño.

En el museo están expuestas centenares de piezas rescatadas de la zona arqueológica, maquetas y mapas que muestran la historia y el modo de vida de los habitantes de la gran ciudad califal. Además, os recomendamos que entreis en el auditorio que hay en el centro de visitantes para ver una entretenida película en la que se recrea la historia de Medina Azahara.

Y después de recorrer el museo, llega la hora de visitar las ruinas. Nos dirigimos al autobús y en apenas 5 minutos llegamos a la entrada del recinto arqueológico. Al llegar a las ruinas recordamos que solo está excavada un 11% de la totalidad del complejo y solo un 5% se muestra al público, cosa que nos parece sorprendente ya que desde la entrada se ve un amplio terreno con restos de una gran ciudad.

La visita comienza en la parte superior del complejo y el recorrido por las ruinas está muy bien indicado, solo seguimos las indicaciones que nos llevan hasta las distintas zonas de la antigua ciudad. Podemos ver los muros de las casas, los suelos de piedra desgastados por el tiempo, las antiguas escalinatas que conducían a las terrazas inferiores y algunos arcos pintados en blanco y rojo que nos recuerdan a la mezquita de Córdoba. Hay zonas que están siendo restauradas como la gran mezquita que se encontraba fuera de la zona de palacios y que puede verse al final del recorrido.

Nos quedamos un poco decepcionados ya que uno de los lugares mejor conservados de la ciudad, el Palacio o Salón Rico lleva cerrado desde 2008 para llevar a cabo una amplia restauración y no podemos verlo. Quizás sea una buena excusa para hacer otra visita a esta gran ciudad del Al-Andalus en un futuro.

Medina Azahara o Medinat Al-Zahara
Panorámica de las ruinas de Medina Azahara
Medina Azahara o Medinat Al-Zahara
Puerta restaurada
Medina Azahara o Medinat Al-Zahara
Medina Azahara o Medinat Al-Zahara
Una de las antiguas entradas a la ciudad

Datos prácticos

  • La entrada a las ruinas es gratuita para ciudadanos de la UE.
  • No se puede acceder hasta la entrada a las ruinas en vehículo privado. Hay que ir en el autobús , de pago, que sale del centro de visitantes cada pocos minutos. 
  • Hay autobuses diarios que llevan hasta Medina Azahara y salen desde la ciudad de Córdoba.

•• Si quieres conocer a fondo las ruinas, puedes hacerlo por libre o contratar una visita guiada a Medina Azahara desde Córdoba, con o sin transporte.

2 comentarios:

  1. Qué sitio tan maravilloso!!! Me parece increíble que aún no lo haya ido a conocer. Tengo tantas ganas... Entiendo esa sensación de ver la joya, lo mejor conservado, y que justo eso sea lo no visitable. Estaré pendiente en mi visita a ver cuando lo abren.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A pesar de que esa parte aun esté en restauración, a día de hoy creo que si vas a Córdoba deberías acercarte a Medina Azahara.
      Un saludo

      Eliminar

Gracias por tu comentario